Revista de Cine: Revista Sincericidio

Revista de cine, y entretenimiento. – Noticias de cine, entrevistas del mundo del cine y VOD, festivales de Cine, estrenos.

Al impenetrable: En lo profundo del monte

5 minutos de lectura

Bienvenidxs a una nueva nota de Revista Sincericidio. Este año nuevamente me tocó ser jurado dentro del Festival de Cine Buenos Aires Rojo Sangre con la Asociación de Guionistas Argentinos GUI – AR en la categoría mejor guion de largometraje. Con los otros compañeros del jurado, Alejandro Turner, Rodrigo Arjona y Ana Farini nos dividimos las películas para luego poder elegir la ganadora de entre las mejores.

Por César Arturo Humberto Heil

La justa ganadora de este año a mejor guion fue el filme Al impenetrable (2023) de la directora argentina Sonia Bertotti y de la cual voy a hablar en esta nota.

Un grupo de cineastas compuesto por Juanjo (Sergio Podeley), Mario (Gonzalo Suárez) y Lucía (Guadalupe Docampo) llegan a una comunidad Qom en el medio del Impenetrable Chaqueño para pasarles películas y realizar un programa de televisión que retrate la vida de esa comunidad.  Al poco tiempo de estar allí algo misterioso sucede y la comunidad desaparece.

Cercados por un enemigo invisible, el grupo no tiene otra alternativa que huir hacia el impenetrable chaqueño. Perdidos, sin comida ni agua, deben encontrar la salida del monte antes que los aterradores secretos que esconde el Impenetrable los atrape.

Con esta simple premisa la directora chaqueña logra un filme poderoso e inquietante, que se apoya fundamentalmente en la historia de supervivencia extrema, pero que aborda otras temáticas como son el choque cultural, el chamanismo, la tala de árboles y la ecología.

El grupo se verá acorralado por tres tipos de enemigos. Uno, el externo, del cual nos sabemos nada y que por momentos bordea lo sobrenatural. Otro, el propio monte, el cual es más hostil y salvaje que lo que está allí afuera amenazándolos. Por último, la lucha entre ellos mismos por no perder la cordura e intentar salir vivos de allí todos juntos.

En el impenetrable nadie te oye gritar

El filme me hizo recordar a Alien (1979) de Ridley Scott. Sus similitudes estructurales hacen que esta comparación no suene exagerada ni odiosa. En primer término, está la construcción que la directora Bertotti hace del espacio. El monte es la Nostromo. Todo alrededor de los personajes es una amenaza invisible, impredecible y ominosa.

En segundo término, está la manera en que se genera el miedo. El monte chaqueño es ese lugar simbólico en donde el terror se hace visible a través de lo que no vemos, como eran los ataques del Xenomorfo, del cual solo veíamos fragmentos. Insinuar que hay algo allí acechándolos es la forma en que Bertotti elige para asustarnos y lo hace a la perfección.

Bertotti construye el terror desde el fuera de campo con los elementos sonoros que le brinda el entorno. Para eso utiliza los sonidos de aves, maquinarias, disparos de armas de fuego y un sinfín de recursos de audio que hacen que el espectador se sienta parte de todo lo que les sucede a los personajes.

En cuanto al uso de los planos, la directora elabora un relato que mezcla acertadamente la narración tradicional con el found footage y lo hace con la dosificación justa. Nunca se enamora de la cámara en mano, por lo que no vamos a ver una rabiosa sucesión de tomas esquizofrénicas y desordenadas, tan común en el género del metraje encontrado, sino que las pocas que aparecen están puestas en el momento justo y necesario.

Cuentos de la selva

No quiero terminar la nota sin antes remitirme a otra clara influencia que se puede vislumbrar a lo largo de toda la película y es la del autor uruguayo Horacio Quiroga (1878-1937). Ver Al impenetrable es como sumergirse en alguno de los cuentos del escritor, en especial aquellos que escribió ya en tierras argentinas y que podemos encontrar en su obra Cuentos de la selva (1918) o en Cuentos de amor de locura y de muerte (1917)

Como muchos de los personajes de Quiroga, el grupo de cineastas se deberá enfrentar a la naturaleza hostil y salvaje, en donde la espesura, la desorientación, el impiadoso sol y la deshidratación son los principales escollos que deben vencer.

Por último, quiero hacer una especial mención a los actores Sergio Podeley, Guadalupe Docampo y Gonzalo Suárez, los cuales están en sintonía con todo el filme. Sus actuaciones son otro de los pilares que cimentan la película y redondean un producto de gran calidad. Gracias a una acertada diversidad de personalidades en la caracterización, los personajes son perfectamente verosímiles. Esto se puede observar en los momentos más extremos y de mayor tensión. Es allí donde esas diferencias salen a relucir para redondear una fantástica película.

En cuanto al resto del elenco puedo decir que usar aborígenes Qom, es otro punto a favor. Sus breves pero certeras intervenciones dotan a la historia de ese realismo necesario para introducirnos desde el inicio en el contexto y nos brindan una sutil aura mágica y simbólica que va a permanecer a lo largo de todo el relato.

Conclusión

Al impenetrable es un filme potente, elaborado con maestría por la directora y todo su equipo técnico entre los que se destacan la dirección de fotografía y de sonido.

La manera diferente en que se cuenta esta historia de supervivencia es para destacar, ya que se podía haber caído en los típicos lugares comunes y eso nunca sucede.  

La forma en que llega el terror es tan natural que hace que uno se sumerja de lleno en la historia, la cual por momentos se vuelve asfixiante e insoportable.

Celebro que el cine nacional tenga productos como Al impenetrable y celebro todo el talento que hay detrás de esta película.

Para verla en el cine el día de su estreno, que espero sea pronto.

Calificación: Excelente

Más historias

Puede que te hayas perdido

X-Men ’97 2 minutos de lectura
The Idea of You 2 minutos de lectura