Revista de Cine: Revista Sincericidio

Revista de cine, y entretenimiento. – Noticias de cine, entrevistas del mundo del cine y VOD, festivales de Cine, estrenos.

Aquaman y el reino perdido: Mar adentro

3 minutos de lectura

Bienvenidxs a una nueva nota de Revista Sincericidio. El DCEU creado por Warner en 2013 se termina con esta película que llegó muy a destiempo. A pesar de todas las pálidas, esta última cinta sorprende para bien y es por eso que nos sumergimos en una aventura increíble en “Aquaman y el reino perdido”.

Por Mario Luzuriaga

Aquaman (Jason Momoa) se enfrenta nuevamente a Black Manta (Yahya Abdul-Mateen II), quien descubre el Tridente Negro, obteniendo un poder increíble. Es por esto por lo que el rey de Atlantis deberá formar una alianza con su hermano Orm (Patrick Wilson), para evitar la destrucción de su reino y el mundo.

En esta secuela tardía vemos el avance que tiene Arthur en su vida. Se lo ve feliz siendo padre de un bebé junto a Mera (Amber Heard), dirigiendo a medias el reino de Atlantis y también salvando el día en ocasiones.

La aventura empieza a jugar con cuestiones que están muy bien. Por un lado tenemos la venganza que quiere realizar Black Manta contra Aquaman; y por el otro, a Arthur teniendo que gobernar Atlantis y tratar de sellar algunas rencillas que tiene con el concejo atlante. Eso hace que el personaje se aleje de su rótulo de rebelde, para ser un gobernante responsable.

Lo que se pone en juego es que Aquaman sea un nexo entre la superficie y Atlantis, para resolver un problema clave que es la contaminación y cambios climáticos, debido al comportamiento erróneo en de los humanos para con el océano.

James Wan hizo un muy buen trabajo, ya que se centró en hacer una película totalmente despegada de ser parte de un universo. No se necesitó que haya cameos de otros héroes y nada de eso. Sabíamos que esta cinta sería la culminación de este mal llamado “Universo Snyder”, para pasar a la administración de estos personajes por parte de James Gunn.

Esta es la prueba cabal de que no se necesita copiar la fórmula Marvel de hacer películas que sean capítulos de una sola historia o saga. Eso fue lo que llevó a que DC se equivoque y cometa errores, forzando y creando películas con una continuidad innecesaria, siendo la principal causa del agotamiento de este género superheroico.

Por supuesto que hay otras causas como la falta de creatividad y originalidad a la hora de hacer filmes de esta talla, pero está bueno que utilicen esta fórmula de contar historias individuales y que operen en su propio universo.

Algo para destacar es que mucho se habló del rol de la actriz Amber Heard, luego del mediático juicio que tuvo con su ex pareja Johnny Depp. Mucho se dijo sobre que esta producción se retrasó debido a los reshoots que tuvo, ya que Warner quería despegarse de todo lo que tenía que ver con la actriz. Pero parece que eso no pasó, o si sucedió fue muy fugaz, porque Heard tuvo una participación normal en la película. Puede que hayan sacado algunas escenas pero no se notó mucho, por lo que la historia giraba en torno a Aquaman y a su contraparte, Black Manta.

En lo que respecta a villanos, es otro de los grandes aciertos. Yahya Abdul-Mateen II es y será Black Manta, un personaje importante en el mundo Aquaman, que supo desenvolverse a la perfección. Cabe decir que fue uno de los mejores, sino el mejor, villano de este DCEU, debido a que se lo ve sólido y creíble en todo sentido.

Es bueno terminar el año con una película de la que muchos -y me incluyo- no esperaban absolutamente nada. Sorprendió para bien, ya que es una aventura espectacular que no va a defraudar a nadie.

Calificación: Muy buena

Más historias

The Watchers 3 minutos de lectura
El último hereje 2 minutos de lectura
La Mesías 5 minutos de lectura

Puede que te hayas perdido

The Watchers 3 minutos de lectura
El último hereje 2 minutos de lectura
La Mesías 5 minutos de lectura