Revista de Cine: Revista Sincericidio

Revista de cine, y entretenimiento. – Noticias de cine, entrevistas del mundo del cine y VOD, festivales de Cine, estrenos.

Crítica: The Old Man.

5 minutos de lectura

Por Daniel López Pacha.

Bienvenidxs a una nueva nota de Revista Sincericidio.

The Old Man es una serie de televisión de suspenso estadounidense basada en la novela de 2017 del mismo nombre, de Thomas Perry. Fue creada por Jonathan E. Steinberg y Robert Levine, producida por ambos junto a Bridges, Warren Littlefield, Dan Shotz, David Schiff y Jon Watts. Con música de T Bone Burnett, fotografía de Jules O’Loughlin y editada por Matthew Colonna. Filmada en Norwich, Norfolk, Inglaterra y en Los Angeles, California, EE.UU. Serie trasmitida por FX.

Protagonizada por Jeff Bridges (Dan Chase), John Lithgow (Harold Harper), Jessica Harper (Cheryl Harper), EJ Bonilla (agente Raymond Waters), Bill Heck (Dan Chase joven), Leem Lubany (Abbey Chase), Alia Shawkat (agente Angela Adams), Gbenga Akinnagbe (Julian Carson) y Amy Brenneman (Zoe McDonald).

Sinopsis: Dan Chase, un ex agente de la CIA, estuvo viviendo fuera de la red durante treinta años. Después de matar a un asesino, Chase se ve forzado a ocultarse. Mientras se oculta, Chase alquila una habitación a Zoe McDonald, con quien se ve obligado a unirse mientras huye, mientras el subdirector de contrainteligencia del FBI, Harold Harper, es llamado para traer de vuelta a Chase, debido a su complicado pasado. Trabajando junto a Harper está su protegida, la agente Angela Adams y el agente Raymond Waters, así como Julian Carson, un contratista de operaciones especiales altamente capacitado enviado para perseguir a Dan Chase.

Luego de una larga ausencia, el actor Jeff Bridges vuelve a la actuación con The Old Man, una serie que lo regresa al género de acción. El intérprete de 72 años, conocido por sus roles en El gran Lebowski y Crazy Heart, está de vuelta en la actuación luego de superar un cáncer que lo tuvo un par de años alejado de la industria.

Ya recuperado y listo para trabajar, Bridges lidera la nueva apuesta que acaba de lanzar FX. Al igual que muchas otras producciones, The Old Man enfrentó varias demoras a lo largo de la producción. La serie se anunció por primera vez en 2019 y tenía previsto su estreno para 2020. En marzo de ese año, a mitad del rodaje, la producción debió cerrar por la pandemia de Covid. La producción retomó la filmación en la segunda mitad del año, en el momento en que Bridges fue diagnosticado de leucemia, lo que obligó a la producción a entrar nuevamente en pausa para que su protagonista pudiera recibir el tratamiento, volviendo al ruedo un año más tarde. El rodaje llegó a su fin el año pasado.

Hay una intensa atmósfera en The Old Man desde el momento en que comienza, lo que sin duda se debe en parte a la gravedad de un Jeff Bridges ya envejecido pero aún efectivo, que luchó contra los tratamientos contra el cáncer y COVID durante la filmación. Bridges está mucho mejor aquí, como un tipo que sabe que está envejeciendo, pero también sabe que su vida pasada y su entrenamiento siempre estarán con él.

Bridges ya recuperado del cáncer y ahora que la serie se estrena, por fin puede pensar sobre lo difíciles que han sido estos dos años, periodo en el que, además, llegó a contraer el coronavirus y pasó casi seis semanas en el hospital. “Me rendí a la idea de que podía morir, de que podía ser el final de la carrera. Eso es lo que nos va a pasar a todos en algún momento, y quizá ese era mi momento”, declaró para The Hollywood Reporter. Bridges se contagió de COVID-19 mientras recibía quimioterapia, lo que lo dejó en un estado de gran debilidad, que requirió una ardua recuperación. “El primer objetivo era ver cuánto tiempo podía estar de pie. Mi récord, durante mucho tiempo, era 45 segundos”, comentó.

Volviendo a la serie, hay elementos muy selectivos que se extienden al diseño de sonido. En largas escenas que están narradas por Emily, la hija de Dan que lo llama a menudo, su cara no se muestra “todavía”, pero a través de sus pausas y suspiros, se siente más real. Luego aparece el silencio. Dan prefiere la música orquestal tranquila y creciente, pero sólo en ocasiones. La mayoría de las veces, se basa en el lenguaje auditivo de la vida cotidiana: gruñidos, ruidos y pasos irregulares.

El efecto de todas estas decisiones es un espectáculo que se siente imperecedero, como en los momentos tensos justo antes de un susto en una película de terror. Uno sabe que algo grande y probablemente aterrador está por suceder, simplemente no sabés cuándo. Hay una sensación de que la serie tiene cuidado con lo que muestra, sin revelar demasiado. El primer episodio de The Old Man termina con una pelea que puede ser una de las secuencias de acción más emocionantes en la televisión, con tirones de cabello y golpes bajos. Es una de las escenas que funciona simplemente porque se esfuerza por ser tan desordenada y descoordinada como la vida real.

En síntesis, es una serie atrevida y enérgica, con una interpretación demoledora de Bridges. Un thriller deliciosamente retorcido que siempre funciona con su lógica interna y su historia de fondo para nada superficial. Bridges y Lithgow nos ofrecen unas interpretaciones fantásticamente convincentes y el guion es lo suficientemente inteligente como para hacer que los villanos parezcan héroes y sus protagonistas se parezcan a algo mucho más sombrío. La serie supera ampliamente las expectativas, y es una de las mejores series de FX en mucho tiempo, con buenos actores haciendo un trabajo excelente gracias al elenco, además de un buen guion, con conflictos aterradores que se intensifican a cada paso.

Otro gran momento, es ver a Jessica Harper (Suspiria).

Más historias

Miranda: de viernes a lunes 2 minutos de lectura
IntensaMente 2 4 minutos de lectura
Pesadillas y ensoñaciones de Joko Anwar 5 minutos de lectura

Puede que te hayas perdido

Miranda: de viernes a lunes 2 minutos de lectura
IntensaMente 2 4 minutos de lectura
Pesadillas y ensoñaciones de Joko Anwar 5 minutos de lectura
El hoyo 2 minutos de lectura