Revista de Cine: Revista Sincericidio

Revista de cine, y entretenimiento. – Noticias de cine, entrevistas del mundo del cine y VOD, festivales de Cine, estrenos.

El astronauta: Una adaptación con luces y sombras

4 minutos de lectura
El astronauta

Bienvenidxs a una nueva nota de Revista Sincericidio. Hace unos meses terminé de leer la novela El astronauta de Bohemia de Jaroslav Kalfar. Su línea argumental narra los días dentro de una nave espacial de un astronauta checo quien debe investigar la misteriosa nube cósmica Chopra, la cual se ha acercado demasiado a la tierra. Al finalizar su lectura quedé fascinado por su estilo narrativo, su complejidad filosófica y metafísica sobre el universo, la soledad y el rigor histórico respecto al régimen comunista imperante a principios de los 80, pero también a la propia historia del país la cual se remonta al año 1410, momento en el que el maestro relojero Hanus construyó el reloj astronómico de Praga.

Por César Arturo Humberto Heil

Cuando me enteré de que se había realizado una película basada en la novela me entusiasmé. Sentía que el material literario era lo suficientemente potente como para pensar en una producción audiovisual. El resultado de esta adaptación es El astronauta (2024) filme dirigido por Johan Renck reconocido por sus trabajos en distintas series de televisión entre las que se destacan Breaking Bad (2009-2011), Vikingos (2013) y Chernobyl (2019).

El filme, que tiene como protagonista al actor Adam Sandler, busca ser fiel a la novela, pero pierde fuerza con el trascurrir de los minutos al centrarse exclusivamente en el personaje de Jakub Prochazka y su deteriorada relación con su esposa Lenka (Carey Mulligan) y con Hanus (Paul Dano) el extraterrestre arácnido que aparece dentro de la nave. 

Si bien todo esto que menciono está en la novela, el tratamiento es totalmente diferente. El principal problema es la falta de tiempo para desarrollar las distintas temáticas que aborda la novela. En el filme están en su mayoría puestas como al pasar y no tienen el peso necesario para ser importantes. Son solo datos anecdóticos que lo único que hacen es dejar al espectador con una serie de preguntas sin respuesta. En mi caso que leí la novela pude completar ese vacío, pero quienes no la han leído se sentirán incompletos.

Las conexiones con la tierra a través de imágenes de video, así como los recuerdos de Jakub, en la novela funcionan perfectamente como micro capítulos. Aquí se muestran aislados y desordenados y nunca terminan de cerrar la relación entre él y su esposa Lenka.

El astronauta

En cuanto a la naturaleza y origen del extraterrestre está la idea de que su aparición es un producto de su imaginación por la soledad que debe soportar en el espacio exterior, algo que también se intuye en la novela. Toda esa profundidad reflexiva del personaje abandonado a su suerte a miles de kilómetros de la tierra se ve reflejado brillantemente en el texto literario. Aquí queda completamente de lado y sólo se puede percibir en la actuación de Adam Sandler, quien luce como una persona abatida por la situación personal con su esposa y el vacío que le provoca la soledad del espacio exterior.

El aspecto más reflexivo está puesto en el interesante discurso de Hanus cuyos parlamentos son bastante fiel al original y es lo mejor del filme. Respecto a los Gorompeds, los seres extraterrestres que han acabado con la raza de Hanus la cosa es muy distinta. Mientras en la novela existe una construcción sólida de esas entidades, en el filme son solo mencionados por Hanus haciendo que su inclusión sea completamente estéril.

La criatura de Hanus, creada íntegramente con CGI, si bien es fiel a lo que uno se imaginaba al leer la novela, en el filme se percibe como demasiado artificial, dejando ver un trabajo pobre de recursos.

El astronauta

La relación de Jakub con su padre, quien trabajó para el gobierno comunista, incluso torturando a disidentes y que en la novela funciona para pintar la forma de actuar del régimen, en el filme es otro desacierto. Su breve aparición a modo de recuerdo se percibe como un agregado innecesario que aporta más confusión a la historia al no estar desarrollado.

Adam Sandler en su composición de Jakub está bastante bien, aunque limitado en las acciones al estar encerrado en una nave pequeña. Su actuación es sólida y demuestra una vez más que puede actuar en papeles más dramáticos sin problemas.

No sucede lo mismo con Carey Mulligan, quien tiene apariciones breves y es muy poco lo que se puede rescatar.

El astronauta

Conclusión

Sin estar a la altura de la novela, El astronauta es un filme discreto. Se puede disfrutar sin demasiadas expectativas a pesar de algunas inclusiones argumentales innecesarias que funcionan muy bien en la novela pero que en el guion solo generan confusión.

Su mayor virtud está en las reflexiones dejadas por el extraterrestre Hanus sobre la insignificancia de los seres vivos ante lo inconmensurable del universo y algunas interesantes referencias a la soledad que vive el personaje, el resto es solo anecdótico.

Quizá si se hubiera pensado como una miniserie de 4 capítulos las cosas podrían haber sido diferentes. Con un mayor desarrollo de algunas subtramas el producto podría haber sido mucho más sólido. A pesar de que su historia tiene los vaivenes propios de una producción con luces y sombras, El astronauta es un filme que se puede ver sin inconvenientes e incluso para algunos puede ser muy disfrutable.

Calificación: Buena

Disponible: Plataforma streaming