Revista de Cine: Revista Sincericidio

Revista de cine, y entretenimiento. – Noticias de cine, entrevistas del mundo del cine y VOD, festivales de Cine, estrenos.

INSIDE OUT #28 | Hoy: Jamison Newlander

8 minutos de lectura

THE LOST BOYS, Jamison Newlander, Corey Haim, Corey Feldman, 1987. ©Warner Bros.

Bienvenidxs a una nueva entrevista de Revista Sincericidio. En esta oportunidad pudimos conversar con el actor Jamison Newlander, conocido por su papel de Alan Frog en la película de 1987 “The Lost Boys”, comedia de terror dirigida por Joel Schumacher, la cual se ha convertido en una película de culto en el género de vampiros.

Por Guillermo Martínez y Daniel López Pacha

Jamison Newlander nació el 2 de marzo de 1970 en Woodstock, Nueva York, EE. UU. Además de su papel en “The Lost Boys”, también apareció en la secuela de la película, “Lost Boys: The Tribe”, lanzada en 2008. En esta secuela, retomó su papel como Alan Frog.

A lo largo de los años, Jamison Newlander ha participado en diversos proyectos cinematográficos y televisivos y su carrera ha incluido una variedad de géneros y proyectos, pero es principalmente reconocido por su participación en la mencionada película de vampiros.

Pudimos charlar con él acerca de su carrera, sus proyectos y lo que significó en su vida haber sido parte de una de las películas que marcó la infancia y la adolescencia de gran parte del público que transitó la mágica década de los ’80.

Sin más dilación, les compartimos la entrevista.

¿Dónde creciste? ¿Podrías contarnos algo sobre tu infancia?

JN: Tuve una infancia compleja. Por un lado fue realmente hermosa. Desde 1er grado y hasta 8vo grado estuve en la misma escuela local a la que caminaba hacia y desde. (¡No cuesta arriba! ¡No hay nieve! Era Los Ángeles). Crecí con mis dos padres, dos hermanas mayores, primos, tías y tíos, y había mucha alegría.

Tuve desafíos. Tuve que usar aparatos ortopédicos en las piernas durante más de dos años, entre los 7 y los 10 años. Mis padres tuvieron una batalla por la custodia realmente intensa por mí y mi hermana. Y nos fracturó un poco. En general, fue una infancia realmente buena, rodeada de gente que se preocupaba por mí.

¿Querías dedicarte profesionalmente a la actuación desde pequeño?

JN: Un poco. Definitivamente fui actor a una edad temprana en la casa y la escuela. Pero también quería ser jugador de béisbol. Y debido a mi experiencia con los médicos por mis aparatos ortopédicos en las piernas, yo también quería ser médico. De hecho, hubo un período en el que estuve convencido de que podía hacer las tres cosas a la vez.

¿Cómo llegaste a ser parte del elenco de “The Lost Boys”, de Joel Schumacher? ¿Habías trabajado en cine antes?

JN: Yo era como muchos niños en Los Ángeles. Todos sabíamos que en algún lugar de la ciudad, agentes y directores de casting seleccionaban a niños para aparecer en la televisión y ser ricos y famosos. La primera vez que oí hablar de ser un actor infantil fue por un amigo que vivía en mi cuadra. Quería patines nuevos y su padre dijo que podía ponerlo en un comercial y que ganaría como $5.000). Todos quedamos totalmente impresionados. Eso se convirtió en el santo grial. ¡Consigue un agente, entra en el Screen Actors Guild, consigue algo de ese dinero! Cuando era niño, eso parecía una fortuna. Aún así, para los niños era un sueño difícil de alcanzar. Pero pude conocer a una agente que quería arriesgarse conmigo. Ella me hizo tomar una clase de actuación comercial, y quedé en uno. Luego partí de allí. Cuando hice la audición para Lost Boys, ya llevaba un par de años haciéndolo y tenía cierto grado de confianza. Fue encantadora y divertida la audición. Además tenía cierta intensidad que Joel necesitaba para el papel.

¿Cuáles fueron tus primeras impresiones de la historia? ¿Qué recordás de esa primera lectura del guion? Contanos un poco más sobre cómo te preparaste para interpretar el papel.

JN: Pensé que se trataba más de nosotros y Sam, según el guion. Los vampiros tenían muy pocas líneas. No sabía qué hacer con eso. No entendí completamente la historia, o al menos, no entendí todo el estilo y la visión que daría vida a ese guion.

¿Qué sentiste la primera vez que pusiste un pie en el set? ¿Cuáles fueron las primeras indicaciones que recibiste de Joel Schumacher?

JN: Joel fue muy divertido y comprensivo. Toda el equipo lo estaba. Sabían bastante bien cómo trabajar con niños, lo que hacía que fuera divertido y ligero. También éramos un grupo divertido, con los dos Coreys, los vampiros; había muchas personalidades divertidas. Joel bromeó mucho con nosotros, y Corey Feldman y yo realmente trabajamos juntos y desarrollamos una relación fraternal. Entonces, el set, aunque un poco aterrador y estresante como pueden ser los escenarios para actores jóvenes, fue un momento realmente genial.

¿Cómo te sentiste trabajando con Diane Franklin, ícono de los ’80 en Waking Nightmare?

JN: Siempre me encantó Diane Franklin, en realidad de Better Off Dead y sus primeros trabajos. Me hizo mucha gracia interpretar a su marido y tener una dinámica en pantalla realmente sexy y afectuosa. Fue genial trabajar con ella, siempre pensando en la escena y abierta a tocar los ritmos juntos sin importar cómo se desarrollen. Una actriz realmente especial. Ella es muy talentosa. Y estoy simplemente impresionado por su actuación.

¿Cómo fue la química de trabajo entre vos y Corey Feldman?

JN: Desde el principio, Corey y yo éramos como hermanos. No estoy totalmente seguro de por qué, excepto que éramos muy niños. Tenía tanta experiencia que era como tener un mentor para entender mejor cómo funcionaba el set. También nos surgió la idea de que, como hermanos, nos comunicáramos mucho entre nosotros. Nos ayudó a conectarnos. Éramos un equipo en todo lo que hacíamos.

¿Cuál fue tu momento más memorable con Corey Haim en el set?

JN: Honestamente, es difícil reducirlo. Hubieron tantos. Tenía mucho talento y estaba lleno de vida, humor y risas. Es otro niño que fue generoso en su actuación y como persona. Yo diría que verlo en la tienda de cómics, encontrar realmente su ritmo con ese personaje, y llevar a Sam a un nuevo nivel con su arrogancia y su ritmo cómico.

¿Recordás alguna anécdota divertida del rodaje que puedas compartir con nosotros?

JN: Corey Feldman y yo casi nos peleamos a puñetazos un día en el set. Ya era tarde en el rodaje; casi habíamos terminado con la película. Las tensiones eran altas. Estábamos nerviosos el uno con el otro. Creo que estaba tratando de ser gracioso y simplemente agarró mi camisa y no me soltó. Quería derribarlo. Pero me alegró no haberlo hecho. Creo que fue Jamie Gertz quien se acercó y me preguntó si estaba bien, notando lo molesto que estaba.

¿Qué es lo mejor que viviste a partir del éxito de The Lost Boys?

JN: La sensación más grande fue conocer a fans de todo el mundo que aman la película, y he sido parte de sus vidas durante mucho tiempo. Entonces, conocerme es especial para ellos. Y es realmente sorprendente ver los rostros de las personas que esta película ha tocado.

¿Cómo viviste el estreno de la película?

JN: De hecho, no asistí al estreno en Los Ángeles porque ese verano estaba haciendo teatro en la costa este. Entonces la vi en una ciudad más pequeña y pude ver cómo el público habitual disfrutaba la película. Fue a las apuradas. También fue increíble ver las atracciones cuando fui a ver otra película con algunos amigos.

¿Sabés por qué fueron eliminadas tus escenas en The Lost Boys: The Tribe?

JN: Creo que no estuvo bien pensado mi papel en esto. Fue interesante pensar que Corey Haim regresa y dice que soy el vampiro principal. Pero para mí no era muy realista y no parecía completamente acorde al personaje. Lo seguí, pero me alegré de que lo cortaran para que pudiéramos empezar de nuevo con Lost Boys: The Thirst.

¿Habrá otra secuela de The Lost Boys donde al final atrapan a David Powers?

JN: No escuché sobre eso. Creo que el mejor camino para la franquicia (en mi opinión, aunque podría ser parcial) es el programa de televisión Frog Brothers que estoy presentando con Corey Felmdan, con el interés de otros miembros del elenco.

A más de 30 años de su estreno: ¿Por qué crees queThe Lost Boys se convirtió en una película de culto?

JN: Creo que son algunas cosas. Primero, la visión de Joel Schumacher es la que creó esta película tal como es y con la relevancia social que tiene. Entonces, él recibe gran parte del crédito. Pero, si estuviera vivo, probablemente diría que también fue en gran medida que los actores y artistas que eligió para estar en “el equipo” fueron realmente increíbles. Y por lo que he oído, nadie iba a conformarse con una película de vampiros común y corriente. Todos buscaban hacer algo especial. En definitiva, creo que es por eso. Simplemente una buena visión, bien hecha. Pero cuando se trata de ser algo de culto, hay mucha suerte y marketing involucrados.

Estuviste en la nueva versión de 1988 de The Blob. ¿Tenés algún buen recuerdo de tu paso por la película?

JN: La escena del cine era mi favorita. Era muy icónica, y aunque casi no la entendía, siendo tan joven, tenía una idea de lo que significaba estar en la escena del cine en The Blob. Es una de las grandes piezas de la original, presentada nuevamente y recuperada por el director Chuck Russell.

¿Estás involucrado en algún nuevo proyecto que puedas contarnos?

JN: Estoy haciendo un montón de cosas. Estoy en una película que se estrenará esta temporada navideña llamada Mr. Manhattan. Es el primer papel que obtuve en una audición en varios años, después de pulir mis habilidades para las audiciones. También estoy haciendo una serie de YouTube llamada Jamison Newlander’s Lost Locations: Searching for the Lost Boys, donde vuelvo a Santa Cruz para explorar las antiguas ubicaciones de Santa Carla. Es muy divertido. Mírenlo en jamisonnewlander.com/jamison-tv.

Última pregunta. Si cerrás los ojos: ¿Cuál es el recuerdo más lindo que se te viene a la mente sobre tu participación en The Lost Boys?

JN: Fue el día en que conocí a Corey Haim. Estábamos todos en el hotel con los vampiros y Corey Feldman me presentó a Corey Haim. Y pensé que estaba trabajando con los niños que había visto en las películas. Sentí como si lo hubiera “logrado”.

Más historias

El flautista 3 minutos de lectura
Repulsión 3 minutos de lectura
Incendies 5 minutos de lectura

Puede que te hayas perdido

El flautista 3 minutos de lectura
Repulsión 3 minutos de lectura
Battle Royale 3 minutos de lectura
Incendies 5 minutos de lectura